Gracias a Brilla tengo sonrisa nueva

Nohora Jiménez Rolong ha sabido usar correctamente su Cupo Brilla. Primero lo utilizó para comprar un electrodoméstico y luego para mejorar su salud oral.

123

Quien se siente bello por dentro y por fuera así lo transmite, y para Nohora Jiménez Rolong, a sus 58 años, no hay límites para ser feliz.

Nohora, barranquillera 100% como ella misma lo dice, es una fiel usuaria de Brilla, y por eso no duda en contar su experiencia para que otros clientes se motiven a usar su cupo. “La primera vez que usé mi Cupo Brilla fue para comprar una nevera. Me pareció una excelente oportunidad para adquirir lo que necesitaba en ese entonces para mi casa, y además una muy buena forma de pago. Hice mis pagos puntuales y no tuve problema”, expresó Nohora, una mujer pensionada y propietaria de un almacén de manualidades.

 

El Cupo Brilla para su salud oral

Preocupada por su salud oral y también por tener una linda sonrisa, Nohora prestó atención a un comercial de televisión que vio de Dentisalud y se acercó a sus instalaciones porque en definitiva quería arreglar su dentadura.

“Llamé y luego me acerqué a la sede Prado, donde tuve una excelente atención. Ellos me dijeron lo que necesitaba, me dieron el valor del tratamiento y las opciones de pago, entre ellas a través del Cupo Brilla. Como yo conocía la mecánica de pago, no dudé y acepté hacerme el tratamiento a través de Brilla.

Llevé las facturas, fotocopia de mi cédula y otros papeles que ellos me pidieron, y todo fue muy rápido. La verdad estoy muy contenta”, apuntó esta usuaria. Nohora explica que decidió ir a Dentisalud inicialmente porque los dientes de abajo se le estaban separando mucho y le comentó a sus hijos que “yo no podía llegar a mi vejez así (risas)”.

Al principio pensó que era solo ortodoncia, pero luego del examen completo que ellos le realizaron decidió hacerse todo el tratamiento. “En total me hice prótesis superior (tiene una transitoria mientras termina el tratamiento), ortodoncia, extracción de piezas, calzas y limpieza profunda.

El tratamiento dura aproximadamente un año y medio. Inicié a finales de noviembre de 2017 y todo va por buen camino. Además, tengo un especialista para cada caso, he tenido una excelente atención y lo más bueno es que estoy pagando a través de la factura de Gas Natural”, anotó esta esposa, madre de 3 hijos y abuela.

 

“Anímense a usar su cupo”

Basada en su experiencia, Nohora añade que “el consejo  que les doy a todas las personas es que no duden en usar su Cupo Brilla, es una gran oportunidad. Solo hay que esmerarse por pagar puntual las cuotas a través del recibo del gas. Por mi parte voy a esperar a terminar de pagar este tratamiento y nuevamente usaré el Cupo Brilla, ya tengo otros planes”.

 

Historia clínica de Nohora Jiménez

“A la valoración clínica la paciente presentaba ausencia de los dientes 18-16-14-12-11-21-22-24-25-26-28-38-37-36-45-46-47, resinas desadaptadas en los dientes número 13-48, caries en el 23 y amalgama en el 15. Se le propone como plan de tratamiento integral la realización de: raspaje y alisado radicular, exodoncia del 15-13-23-48, remoción de aparatología fija, elaboración de una prótesis inmediata, resina en el 34 y tratamiento de ortodoncia para posteriormente realizar la rehabilitación. Actualmente la paciente está en su tratamiento de ortodoncia”, explicó Dirley Silva, gerente clínico CSO Prado de DentiSalud.

 

También te Podría gustar Más del autor

Deja un Comentario

Tu correo electrónico no será publicado.